Se rumorea en las oficinas de la Administración que a los funcionarios se les va a limitar el acceso a Internet desde sus ordenadores. Sólo podrán entrar en la red los jefes. ¿Qué os parece?