Hola!

Perdón por la ausencia, es que he estado ocupada… O era desesperada? Desconectada, en todo caso, y bastante incòmoda con la escritura en iPad. Gracias a todos los que habèis mantenido la actividad.

Conviene, quizàs, un poco de distancia. Los procesos dialècticos siguen siendo necesarios: tesis-antítesis-síntesis

O mejor: Creer-abjurar-y luego?

Me explico, aunque con torpeza: què hay despuès de esta ansiedad por comunicar-se? El ser social, hasta dònde tiene que relacionarse y con quiènes, què le aporta tanta cominicaciòn, por tantos canales, sobre todo cuando suele estar poco dispiesto a cambiar sus ideas?  Y sobre todo còmo hacerse entender con un teclado al que le falta la interrogaciòn de apertura? :-)

En Femenino, blog de mujeres

Ya está aquí, el nuevo blog del que os hablé. Lo haremos un grupo de mujeres periodistas de Vocento. Una apuesta de riesgo. Por favor, participad, aunque sea solo para que arranque.

Y decidme qué os parece

http://www.hoymujer.com/blogs/en-femenino/Nuestro-blog-685296062012.html

Canto

Pero sigo siendo yo… a ver qué os creíais: El sábado en Radio Clásica dieron en directo el concierto del Festival de Música y Danza de Granada, de canto antiguo bizantino a cargo de un conjunto chipriota. Fascinante de verdad. Encontré en Youtube un vídeo del mismo grupo:     http://www.youtube.com/watch?v=dFYdUM3kqeE&feature=youtube_gdata_player

Resulta que Granada tiene un departamento de estudios bizantinos que es muy activo y único en España. Los cantos son muy singulares, como surgidos del fondo de la garganta, y enlazan de una manera extraña con la mística del gregoriano.

Ya me diréis qué os parece

 

 

Debut

A ver qué os parece. Mi estreno como columnista en Sur e Ideal:

Recuperar la política

El congreso que el PSOE andaluz celebrará la semana que viene se irá en ver cómo se reparten las cuotas de poder, en estos tiempos de relevos y eres, y si Mario Jiménez –también llamado ‘Chiripa’ por su parecido con el líder de Syriza, Alexis Tspiras– será el nuevo secretario de organización. Pero en el cuartel general se plantea un debate de fondo: qué medidas tomar para que la política recupere la confianza de la gente. Si la reflexión es común a todo el espectro político, en el lado socialista se agudiza, tras las últimas derrotas electorales. Saben, como dijo el defensor del pueblo, que «la gente está hasta el gorro de ustedes». El deterioro de la imagen, el desapego de la ciudadanía, la pérdida de discurso preocupa mucho. Necesitan, como analiza Tony Judt, trabajar por el prestigio del Estado, reconstruir un lenguaje propio y encontrar un relato moral. Porque, como decía Steiner a propósito de De Gaulle, «la alta oratoria es capaz de detener la catástrofe», y porque o cambian el guión o se quedan sin público.
¿Qué hacer, pues? No está mal plantearse una reflexión digamos ontológica –para qué si no están los congresos de los partidos– aunque el rearme ideológico de la socialdemocracia no se va a resolver en un fin de semana. Modificar las reglas internas, fomentar la participación, la transparencia, cambiar de prácticas, de actores incluso, es fácil de decir y difícil de cumplir. Porque ¿hasta dónde podrá Griñán remover prácticas ya arcanas dentro de su partido?
Algunas soluciones pueden ser impopulares y hasta contracorriente. Por ejemplo, hay que pagar bien a los políticos. Rebajarles el sueldo, como se ha vuelto a hacer para acallar críticas en pleno recorte funcionarial, quedará bien cara a la galería pero no sólo aleja a los mejor preparados, es que reduce el ‘cachet’ de quienes han de adoptar decisiones comprometidas que afectan a millares de personas. No recompensa el valor, el mérito ni el desempeño, que tanto se exige como norma general. No es lógico que un consejero gane menos que en su puesto de alto funcionario, que un miembro del Consejo de Gobierno tenga que tirar de ahorros, que cobre seis veces menos que un director de orquesta. Aunque sin prestigiar el servicio público también es difícil defender a los políticos.

 

 

Del Cádiz C.F.

Siento decir que lo esperaba, pero eso no me alivia. En mi barrio se palpaba la tristeza cuando acabó el partido, y todas estas criaturitas que volvían del estadio con sus camisetas y bufandas y demás, hijos de una tierra yerma, merecían al menos esa alegría. No va a resolver gran cosa, pero al menos aliviaba la pesadumbre. Miserables los que no lo han permitido, con sus errores o su racanería.

A ver qué pasa ahora con el equipi y cin ese inmenso estadio que ha hipotecado ala ciudad cuando menos se lo,podía permitir.

Para agenda

El sábado 30, a las 12 en la Venta de Vargas, apuntaos: Montero Glez presenta un libro nuevo, que ha titulado ‘Huella jonda’. Se trata de relatos de viajes por Andalucía la Baja, me dice. Será de bien leer, como toda su obra. A mí me gusta mucho el género, también cuando describe paisajes conocidos, incluso entonces más, porque lo puedo confrontar con mi experiencia y ver más allá en un territorio conocido, querido, transitado. Y como este año de viajar, poco, habrá que hacerlo con la imaginación.

Allá va con el balón en los pies

Extraordinario montaje.  A quien se le haya ocurrido hay que darle un premio. O un lexatín, porque debe estar muy muy perjudicado. ¿Iniesta es Oliver o Benji?

De escribir

No os libraréis de mi. Empiezo el lunes una columna de opinión andaluza en Sur e Ideal -El Rayo Verde new age- y un blog colectivo en la edición digital de MH. Os pasaré los links en cuanto estén. De momento, va la  agitprop.

Cine de aquí

Esta mañana, en la tertulia de Canal Sur TV, estuvimos con ‘el cabesa’ y ‘el culebra’, o sea Alberto Sánchez y Alfonso López, que presentan este fin de semana en las carteleras su película “El mundo es nuestro”. Son los que se dieron a conocer en Internet por el vídeo aquel de los compadres pijos sevillanos rocieros, que arrasó, y luego crearon estos canis desdichados. Dicen que todo el mundo les pregunta si su humor se entenderá más allá de Despeñaperros, pero no paran de triunfar en Madrid, en Barcelona, y hasta van a proyectar su peli en Los Angeles el 31 de julio.

Han rodado con la aportación de montones de amigos, en pequeñas participaciones, que se llama ‘crowfunding’  y que lanzaron con la campaña ‘Apadrina un tieso’. Son gente con talento, pero muy preparadas, con formación y con arte. Ojalá la suerte les acompañe.

Aquí está la web de su productora, para que os riáis un rato: http://enterismo.blogspot.com.es/

Fin de curso

Hoy acaba el curso escolar. El miércoles sabremos las notas. Ya todo está cumplido, la suerte echada. Para no desmentir a la especie, los estudiantes – al menos los de mi alrededor- lo han dejado todo para el final (a las siete y media terminaba de colorear yo el último dibujo para que su autor pudiera desayunar) y se arrepienten de no haberlo pensado antes. Pues bienvenidos al club.

Es el momento de hacerle la ola a los profesores, a los centros escolares y a sus desvelos por sacar adelante a estos especímenes de nuestras carnes, que van abriéndose paso en la vida con toda su ilusión, mientras el listón está cada vez más alto y las expectativas reales, más bajas. Combatir la desesperanza se ha convertido en el punto número uno, porque si no todo estará perdido. Las dentelladas de la crisis deben preservar este sistema que hemos conseguido -público, concertado- y proponerse incluso mejorarlo. Sin educación no hay futuro. No es una frase, es una verdad.

Aparte, siquiera por razones puramente contables, que son las que se llevan ahora:  la enseñanza forma parte de nuestro “salario diferido”. Gracias a su carácter actual muchos pueden acceder a ella. Si no, todos seríamos más  pobres, además de más incultos.