Cádiz S.O.S.

Parece que la tasa de paro de Cádiz, y la realidad social, ha encendido las alarmas en poderosos despachos. En concreto el de San Telmo. La presidenta de la Junta va a realizar en breve su visita a la ciudad para buscar salidas junto con la alcaldesa.
Hoy he estado con la secretaria general de UGT, que viene impresionada de su recorrido de ayer por la provincia, de los casos de desesperación que se ha encontrado.
Sólo así, con el susto de los datos, que no es más que completa verdad, podremos hacer algo por salir adelante. La situación es de emergencia absoluta. Porque, además, me puntualiza un experto, no se ven soluciones a corto plazo. Tal cual.
Habrá que esperar que de verdad se empiece a actuar, porque hasta ahora todo se ve cada vez más cuesta abajo. Luego analizaremos culpas, pero ahora vamos a ponernos a buscar soluciones.
Es que dice la EPA que el 40,6% de la población no tiene trabajo.
El 40,6%, que se dice pronto.
40,6%
Todo lo demás son pamplinas.

Se van

Me vengo resistiendo a la necrológica, aunque no lo creáis. Sobre todo porque, como decía mi abuela, nos estamos muriendo todas. He pasado de glosar a Peter Seeger (que apela a mi primera adolescencia de instituto) y sobre todo a José Emilio Pacheco (un poeta magnífico, encantador, divertido, que he leído mucho y cuyos libroe espero recuperar, ejem JC)
Remover panteones es jodido, aunque sea una de las fuentes de la información cultural.
En fin, es la vida.
Pero ahora salto a mi blog (como terapia) por una noticia que me ‘shockea’: Henning Mankell anuncia que tiene un cáncer grave. Piensa documentarlo en una columna de Prensa, dice. Es curioso cómo los lectores establecemos conexiones emocionales con los autores y -con toda la distancia,por supuesto- nos atañen sus cuitas.

Un buen día

Me dijo el productor de la radio que doy muy bien en la tele y mi ego mañanero se disparó. La taxista que me recogió asegura que me oye y le gusta mucho, así que empecé un día de esos potentes, cuando supe que el Consejo de Gobierno aprobaba nombrarme presidenta de la Junta Rectora del Parque Natural de La Breña y Marismas de Barbate, así, con todas sus mayúsculas. Ha sido una propuesta del propio organismo, de amigos y expertos, y me hace mucha ilusión, aparte de que me siento honrada de que cuenten conmigo para trabajar (ad honorem, por supuesto) por una parte del mundo que es Mi Lugar en el Mundo. Así que muchas gracias a todos los que me felicitáis.
Además, y ahora viene al pelo, ayer me invitaron a presentar en Cádiz la novela ganadora del Premio Nadal. O sea que más de lo que merezco.

El Falla y su valor simbólico

Encuentro gente a montones que se muere por ir al Falla. Hasta aparece como la ilusión de la vida de un catedrático que ayer entrevistaba en ABC José Félix Machuca. alguien me contaba el otro día que había podido asistir a una función y que le sorprendió “lo pequeño que es” el teatro. Concedo que en la tele todo se ve más grande y que lo mismo pasa cuando se acude al hemiciclo del Congreso de los Diputados, pero ¿chico el Falla? Hombre pordió. Es grande, grandísimo…
Ahora que está a punto de empezar el concurso, vuelvo a maravillarme del valor que tiene más allá de Cortadura y de la poca rentabilidad que la ciudad le saca. Las visitas turísticas, por lo que sé, tienen público, pero deben publicitarse más y ampliarse el horario. Y las funciones de Carnaval deberían multiplicarse todo el año, en paquetes turísticos, incluso con “elenco B”, como las grandes compañías. Una va en verano a San Petesburgo y hay función en el Kirov aunque la compañía titular esté de gira por las rusias. Los bailarines puede que sean camareros con tutús, pero el turista ávido de cumplir con el ritual se va satisfecho y paga su entrada. En Viena en agosto hay conciertos en todas partes, aunque la orquesta está visiblemente en Salzburgo. No importa, porque el nivel de los músicos es bueno, aunque sean estudiantes. Así que ya se tarda. Claro que habrá que regularizar fiscalmente a los intérpretes etc. etc.
Como se tarda en el Museo del Carnaval, cuyo atasco dice bien de cómo están las cosas en la ciudad de la sonrisa..

Vientos de cambio en Salud

Anda el socialismo andaluz, y por ende el nacional, en busca de una pirueta que le permita apuntarse de la manera que sea el tanto de la recuperación económica. Aunque la tasa de paro sea vergonzante, aunque la mejoría no llegue a las familias, aunque se asiente en la devaluación interna y salarios de pobreza, de aquí a las elecciones se darán indicadores positivos de los que intentar apropiarse, o no habrá manera de rascar votos tras la hecatombe de 2011.
También sabe el PSOE andaluz que la última frontera, el ‘non plus ultra’, está en la sanidad pública. Ver en riesgo la vida propia o la de un ser querido por una mala asistencia son palabras mayores. De ahí que la presidenta de la Junta de Andalucía anunciara en su debate parlamentario del miércoles -debate de exhibición por incomparecencia del contrario- un plan de contratos para el servicio de urgencias, que es la manera más directa de reconocer los problemas existentes.
Llegan nuevos tiempos a la política sanitaria. No se formulan aún, pero están cociéndose. La consejera del área, María José Sánchez Rubio, aterrizaba en el Gobierno andaluz con la etiqueta de que sabía de asuntos sociales, pero no de la cosa médica y, sin embargo, se ha hecho con las riendas de su macroárea y está decidida a dejar su impronta y modificar el rumbo marcado por su antecesora, que sí es médica de profesión. El prestigio de Sánchez Rubio dentro del Ejecutivo gana enteros y la consejera se dispone a dar su golpe de mano. Prudencia hasta ahora, y firmeza a partir de este momento porque ya tiene al descubierto los muchos y graves problemas que ha que resolver.
La polémica por el cese del director gerente del SAS, que se tomó muy a mal que le sustituyeran, y la marcha por ‘simpatía’, digamos, del gerente de los hospitales Virgen del Rocío y Macarena, un monstruo asistencial, ha preocupado al Gobierno, que sabe que la Sanidad hace aguas y no desea exhibiciones. Sánchez Rubio debe ahora mostrar en qué consisten los ‘aires nuevos’.

El oído atento

Según las ultimas investigaciones en neurociencias, la base de la inteligencia son las emociones y no el cociente intelectual.
La psiquiatria proclama que El arte cura
La música es el camino de la libertad

Lo ha dicho Fernando Palacios en ‘El oído atento’. Los sábados de 10 a 11, no contad conmigo. Es un programa abierto, docto, con humor, imprescindible y, aunq se puede oir en podcast, mejor pájaro en mano.

Un ‘tiempo nuevo’ menos sevillano

 En tiempo de cambio, hacer mudanzas. La máxima de Santa Teresa, llevada a su contrario. La Confederación de Empresarios de Andalucía se suma a la lista de instituciones que relevan a sus dirigentes en plena tormenta interna y logran una «revolución naranja», controlada, desde dentro, que minimiza los riesgos y a la vez promueve esperanza entre los suyos y expectación en general.

Este era el sentimiento más extendido ayer, en la concurrida asamblea general que eligió a Javier González de Lara como nuevo presidente de la CEA.

Junto con la renovación, el «tiempo nuevo», el salto generacional, llega a la patronal andaluza un discurso que habla con un sorprendente énfasis de ética, de regeneración y de transparencia. González de Lara triunfó en su prolija declaración de intenciones, que fue bien acogida por los asistentes. No le queda otra a este empresario malagueño de 50 años, un dirigente de la casa, pero «descontaminado», que ha de hacer frente a una situación crítica en la CEA, con una deuda no cuantificada, su anterior cúpula imputada y su gestión de los fondos de formación bajo sospecha.

Además, el relevo en la CEA tiene un interés añadido, la desaparición de dirigentes sevillanos del núcleo duro de la patronal: presidente de Málaga, vicepresidente primero de Granada y vicepresidente segundo de Cádiz. Hace pensar si se está desplazando de verdad el eje del poder económico y provoca no pocos recelos en estas orillas del Guadalquivir.

En lo que no cambia la CEA es en la escasa presencia de mujeres. Solo una, Ana Alonso, tesorera.

Los fenicios

Me alegra el eco que ha tenido la apuesta gaditana por el legado fenicio en Fitur. No es fácil destacar entre la abrumadora oferta de la feria, a la que nadie puede dejar de llamar ‘fritur’ desde que el gran Monforte la bautizó así en el diario del Carnaval. (buenísimo el chiste de ayer en El Mundo: Hoy es san gin tonic, patrón de Fitur)

Pues celebro que Cádiz de una vez haga de su pasado riqueza, o al menos lo intente. Hay mucho atractivo ahí, por divulgar, investigar, literaturizar,  envolver en la magia del misterio…  

Tampoco es fácil, pero nadie dijo que nada que merezca la pena lo sea.

Para empezar, hay que tener en estado de revista los yacimientos, la señalética, las rutas, la documentación… Pero soy optimista. Lo que pasa es que soy de Cádiz, y eso significa sentir que debajo de cada piedra hay un antepasado. Lo que no todo el mundo puede decir.

 (Mejor, en cualquier caso, que hacerse publicidad con David Bisbal como bandera (Almería) o con las azafatas macizas de Gandía Shore.  Aunque, me temo, mucho menos eficaz para captar un turismo de masas).

La fascinación de la ciencia

Esta mañana en Buenos días entrevistamos al físico Manuel Lozano Leyva. Esta es la pieza. Os interesará. http://alacarta.canalsur.es/television/video/la-entrevista–manuel-lozano-leyva–fisico-nuclear/937846/16

Un recuerdo para Abbado

La muerte de Claudio Abbado trae un pensamiento esencial, contenido en sus últimas declaraciones:  Sólo la cultura permite distinguir el bien del mal y hace buenas  sociedades. Es preciso recordarlo siempre, y no solo ahora con su desaparición. Y aplicarlo a nuestro día a día. Es lo que, en realidad, también quería decir , torpemente, cuando hablé de la ciudad cultural al respecto de Cádiz y Viena… No es solo un modelo económico, sino una cuestión de civilidad.

El director milanés fue un intelectual comprometido con el PCI y que trabajó por la extensión de la cultura al pueblo. Que creía en la fuerza de la música para hacer mejor a los hombres.

Aquó os lo dejo dirigiendo el coro de Nabucco, el mismo que hace pocos años Mutti, en recuerdo del propio Verdi, usó para denunciar la corrupción de la Italia de Berlusconi.

http://www.youtube.com/watch?v=c5KB0bjn8ts